Principios Básicos

Principios Básicos

Proyectos

Proyectos

Temas

Producción de coca

Propuestas de desarrollo con Coca en Bolivia (Eingangsseite)

 Situación Agroecológica y Productiva de la Región Yungueña en Bolivia

 La vegetación original de la región Yungeña esta caracterizada por diferentes formaciones de bosques, que abarcan desde bosques de neblina en las partes altas hasta bosques húmedos subtropicales en los valles del Río Coroico, Yata, el Alto Beni e Inicua. La Cordillera Real de los Andes obstaculiza el paso de las corrientes de masas de aire húmedo provenientes de la cuenca Amazónica, las cuales descargan el exceso de agua en toda la  región, alcanzando regímenes de precipitaciones que van desde 1300 mm hasta encima de 4000 mm/año. Para mantener las características hidrográficas de la región, la protección de las cabeceras de todas las cuencas es una de las tareas más agudas.

 Debido a la topografía accidentada y la alta pluviosidad en las partes altas, los riesgos de erosión de suelos son elevados una vez que haya sido eliminada la capa boscosa. En las zonas cálidas de Caranavi y Alto Beni además de la erosión hídrica existe también una erosión química acelerada por las temperaturas elevadas y la alta humedad relativa.

Habilitación de tierras mediante desbosque y quema

 

La habilitación de tierras para fines agrícolas y ganaderos se realiza generalmente mediante el desbosque manual con la respectiva quema. En la mayoría de los casos el cultivo de arranque es el arroz o el maíz. El arroz está destinado por un lado al autoconsumo y el excedente se vende a intermediarios en los mercados locales. Después de 2 ciclos productivos este sistema de producción entra en crisis, la cual tiene sus expresión en la baja de los rendimientos y el incremento consecutivo de problemas por plagas, enfermedades y malezas. Cuando el suelo ya no soporta más a cultivos anuales como arroz y maíz, el agricultor abandona a estas superficies para habilitar nuevas tierras con bosque, dejando que las parcelas improductivas recuperen su fertilidad naturalmente a través de vegetación espontánea denominada “barbecho”. En consecuencia, en toda la región se puede observar procesos erosivos alarmantes y problemas cada vez más agudos en el régimen hídrico regional.

Según un Estudio de Degradación de los Suelos en los Yungas de La Paz, realizado por ECOTOP con el apoyo del Fonadal (2007-2008), resulta que los niveles o grados de degradación de suelos obtenidos en base a analisis de suelos y la interpretación de las imágenes de satélite por municipio en los Yungas de La Paz, resultando los siguientes parámetros:

Áreas Degradas por Municipio

MUNICIPIO

AREA DE DEGRADACION (ha)

AREA TOTAL MUNICIPIO

(ha)

ALTO

MEDIO

BAJO

Cajuata

11.267,35

29.367,63

29.174,79

69.809,76

Chulumani

10.586,69

5.745,92

12.143,52

28.476,13

Coripata

9.582,49

4.854,76

54.609,48

69.046,73

Coroico

7.498,22

7.695,52

90.429,84

105.623,58

Irupana

24.032,14

55.973,61

55.955,29

135.961,04

Yanacachi

25.134,04

4.552,27

28.530,95

58.217,25

TOTAL

88100,94

108189,70

270843,86

467134,49

                        Fuente: Estudio de Degradación de suelos Yungas 2008

Como se podrá observar los municipios de Chulumani, Cajuata, Yanacachi e Irupana de acuerdo a su extensión territorial son los más afectados por una degradación de suelos alta, sobre todo el eje central de las poblaciones, donde están ubicadas las parcelas de producción de la hoja de coca en monocultivos abandonados o actuales, como también deslizamientos y derrumbes naturales.

En la Provincia Nor Yungas y partes de Sud Yungas el sistema de monocultivo tradicional es la coca, la cual se cultiva en pequeños bancales en laderas. Para la instalación se elimina toda la vegetación boscosa o arbustiva y se remueve parte del horizonte B para la formación de los bancales. Las plantaciones de coca con estas características tienen una duración de 10 a máximo 30 años en lugares con menos pendientes. La manera de cultivar la tierra sin ninguna protección de tipo vegetal además de la exportación de considerables cantidades de nutrientes a través de las cosecha de hoja de coca (3 a 4 cosechas/año) conlleva a un agotamiento del suelo lo cual se busca compensar mediante aplicaciones de fertilizantes químicos. Los problemas fitosanitarios del cultivo se controlan químicamente con la aplicación de insecticidas. Cuando el cultivo de la hoja de coca deja de ser rentable, se abandona el sitio lo que repercute posteriormente en el derrumbamiento de los bancales causando la erosión y deslizamiento del área, y perdiéndose así definitivamente la capacidad de recuperación natural. Según informaciones del VIMDESALT[1], existieron en 2002 ya 30.000 ha de suelos degradados en zonas de producción de coca lícita, cifra que va incrementando constantemente.

En los últimos años es también notable el incremento de plantaciones de coca en laderas en zonas no tradicionales como en la provincia Caranavi (véase foto arriba), lo cual agudizará aún más los procesos erosivos observados por el uso indiscriminado de la tierra por causa de actividades agrícolas y ganaderas.

En la medida en que la productividad de los suelos disminuye, incrementa la superficie bajo pastizales que en muchos casos permite todavía por algún tiempo el pastoreo extensivo de ganado vacuno. A  consecuencia de esto se reduce cada vez más la capacidad de recuperación natural de la fertilidad de los suelos. A lo largo del tiempo estas áreas solamente mediante inversiones considerables tanto en obras de ingeniería de protección de márgenes de riberas, regulación de caudales, diques de corrección hidrológica torrencial, como a través de reforestaciones costosas se podrá estabilizar, proteger y recuperar.

Cocal con deslizamientos

 

 

 

 

 

 

Avances 2010 – 2012

En base a un planteamiento de intervención auspiciado por el Fondo Nacional de Desarrollo Alternativo (gestión 2007-2008) se empezó a desarollar una propuesta de un Estudio de recuperación de suelos degradados en los Yungas de La Paz, trabajo que fue encarado por ECOTOP en coordinación con los y las productores de coca de los yungas de La Paz, resultando una propuesta de recuperación de suelos degradados mediante la agroforestería sucesional con coca, dando los primeros impulsos en la producción ecológica de la hoja de coca diversificada.

Durante las gestiones 2008 – 2009 en coordinación con la Asociación de Productores Ecológicos de Bolivia – AOPEB, con el fuerte impulso del Asesor internacional Dr. Joachim Milz y el equipo técnico de ECOTOP – MISEREOR, se realizó el primer ciclo de Peritaje con lideres y liderezas de familias productoras provenientes de diferentes ecorregiones de Alto Beni (sector cacaotero), Yucumo (sector cultivos anuales), Caranavi (sector cafetalero) y Yungas de La Paz (sector coca).

Resultado de este proceso se empezó a elaborar una base de datos de las familias productoras de la hoja de coca ecológica en los Yungas, realizando intervenciones y manejo del cultivos orientado al proceso de reconversión, desde el Manejo Integrado de Plagas (MIP), Manejo Ecológico de Plagas (MEP), llegando a alcanzar algunas parcelas y prescindir de insumos sintéticos, con el uso de bio insumos, hasta la implementación de sistemas agroforestales sucesionales SAF´s con coca, logrando la sostenibilidad del sistema productivo.

Avances y consolidación del proceso de coca ecológica bajo SAF´s en las gestiones 2010 – 2012, con el apoyo presupuestario del Programa de Control Social de la Hoja de Coca (PACS), auspiciado por el Viceministerio de Defensa Social del Estado Plurinacional de Bolivia, sel logro consolidar el proceso de la producción y certificación analoga de la producción de la hoja de coca ecológica con la activa participación de 213 familias productoras de hoja de coca ecológica, con 135 hectáreas cultivadas con coca con certificado internacional emitida por IMO Control (Certificado Internacional de Productos orgánicos).

Al presente se tiene establecido parcelas agroforestales con coca como cultivo principal en los seis municipios de los Yungas del departamento de La Paz, que merecen y necesitan un apoyo decidido por parte de las instituciones públicas y privadas, pues la expectativa generada en las familias productoras se incrementa para alcanzar mayor impacto en las comunidades, municipios, a nivel departamental y nacional con la propuesta de consumir, transformar (alimentos, medicinas) una hoja sagrada, sana, bajo los principios y filosofia del Vivir Bien.

 

¿Como continuar el proceso?

La Comunidad de la Unión Europea (UE) apoya al Gobierno de Bolivia ya desde hace varios años en el control del cultivo de la coca, empleando diferentes estrategias y metodologías. Los éxitos respectivos son limitados y los conflictos sociales siguen vigentes. Hasta mientras sigue avanzando la frontera cocalera con todas las consecuencias sociales y ecológicas.

 

¿Nos preguntamos:

-          Si no se lograría mejor el control del cultivo de la coca trabajando con la coca en vez de luchar contra ella (en agricultura que resultado tiene la lucha contra las plagas y enfermedades en los cultivos?) ?

-          ¿Podría ser que fuera de los aspectos políticos, el problema de fondo del cultivo de la coca consiste en la degradación acelerada de los ecosistemas con todas las consecuencias sentidas como falta de agua, erosión etc. y una fuerte dependencia económica?

-          ¿Podría ser que la degradación de 20.000 has de tierras en los Yungas con tendencia creciente obliga a muchos productores y productoras de coca de migrar hacia otras áreas?

-          ¿Podría ser que muchos productores de coca están siempre marginados de un real apoyo?

-          ¿ Por que no se trabaja en el acompañamiento técnico del cultivo de la coca con un enfoque ecológico orgánico, siendo ella un cultivo lícito en las zonas tradicionales de producción?

-          ¿No será dañino para la salud consumir coca tratada con insecticidas?

-          ¿Podría ser que el minifundio limita las alternativas productivas en muchas regiones Yungueñas y por ello no hay otras alternativas que apoyar al cultivo sostenible de la coca (coca orgánica)?

 

Algunas propuestas alternativas:

-          Investigar y desarrollar sistemas (agroforestales) productivos con la coca en toda la región de producción tradicional. Esto sin embargo es un  proceso que debería ser desarrollado junto por técnicos y productores.

-          Paralelamente se debería experimentar asociaciones de cultivos y cultivos alternativos con el objetivo de disminuir la dependencia de un solo cultivo (coca u otros) y, además no hay que descuidarse de la producción de alimentos (soberanía alimentaria). En este contexto podría ser interesante hacer algunas experimentaciones con productores, combinando la producción de una oleaginosa con fines energéticos, reforestaciónes productivas y otras con la producción de coca.

-          Un apoyo directo a los productores de coca – con la coca – podría reducir también las tensiones sociales en estas regiones, buscando una relación de confianza entre entidades del Gobierno, Cooperación Internacional y Organismos que prestan Asistencia Técnica.

-          El desarrollo de las zonas tradicionales del cultivo de la coca en los Yungas se logrará solamente involucrando la hoja de la coca dentro de programas de desarrollo. Por lo tanto proponemos:

  • Desarrollo con coca
  • Coca sostenible
  • Coca sin químicos
  • Coca en suelos sanos
  • Creación de sistemas productivos con coca mediante agroforestería sucesional y que integran otros cultivos más sin exclusión del arbusto de la coca
  • Promoción de reforestaciones integrando el cultivo de coca bajo agroforestería
  • Restricción del cultivo de coca fuera del ámbito legal, involucrando a los sindicatos en las delimitaciones de las áreas destinadas para la producción legal y establecimiento de sistemas de autocontrol comunal.

 



[1] Viceministerio de Desarrollo Alternativo

Proyectos relacionados

-
loading